Escuela Latinoamericana de Medicina gradúa a más de 700 estudiantes extranjeros

Foto: José Manuel Lapeira Casas.

La Escuela Latinoamericana de Medicina (ELAM) celebró este jueves la graduación de 822 estudiantes, 799 de ellos extranjeros, egresados del curso académico 2021-2022 en las diferentes facultades de la Universidad de Ciencias Médicas de la Habana (UCMH).
Esta promoción estuvo dedicada al legado y pensamiento del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz, máximo impulsor de la vocación solidaria e internacionalista de la salud pública cubana.
En ceremonia efectuada en la Sala Avellaneda del Teatro Nacional se otorgaron los títulos acreditativos a los profesionales pertenecientes al curso regular diurno en las especialidades de Medicina, Estomatología, Enfermería y Tecnología de la Salud.
Asistieron a la actividad Joel Pérez García, vicejefe del Departamento de Atención al Sector Social del Comité Central del Partido Comunista de Cuba, Luis Fernando Navarro Martínez, viceministro de Salud Pública, y Santiago Badía González, secretario nacional del Sindicato de Trabajadores de la Salud.
En la cita se entregaron, además, reconocimientos individuales a estudiantes destacados por su trayectoria en el desarrollo de la carrera y en el enfrentamiento a la situación epidemiológica derivada de la pandemia de la COVID-19.

La doctora en ciencias Mairim Lago Queija, rectora de la UCMH, precisó que entre las nacionalidades extranjeras predominantes están la República del Congo con 605 estudiantes, Angola con 103, Namibia con 51 y Estados Unidos con 10.
Cuba apuesta por la formación de un profesional revolucionario, ético, con altos valores y principios de humanismo y solidaridad, con la tarea de llevar la salud a sus respectivos pueblos y cumplir así el acometido de salvar vidas, aseguró.
Entre los presentes destacó también Gail Walker, directora ejecutiva de la Fundación Interreligiosa por la Organización Comunitaria, de Estados Unidos, al frente de la XXXII Caravana Pastores por la Paz, actualmente de visita en la Isla.
Walker recordó a su padre Lucius, fundador de dicho movimiento de amistad con Cuba, quien siempre creyó en el proyecto de la ELAM, el cual se encontraba presente hoy en cada joven que llevará las enseñanzas aprendidas en la Mayor de las Antillas a los rincones más apartados del mundo.
Amanda Kristen Ciechanowski, graduada norteamericana, consideró un verdadero privilegio estudiar en la nación caribeña, donde la salud es un derecho del pueblo y no una mercancía como en muchos lugares del orbe.


Estudiar aquí crea un lazo de hermandad y cercanía entre muchos colegas de distintos países, lo que sería imposible de no existir la posibilidad de que personas con bajos recursos estudien en Cuba, resaltó.
Márcio Alventeiro Azevedo, egresado angolano, describió que a pesar de las dificultades iniciales para adaptarse a la cultura y el idioma valió la pena el sacrificio y ahora se siente un cubano más.
Sorprende que a pesar de las necesidades y carencias ocasionadas por las sanciones y mecanismos de chantaje político, la nación caribeña brindara una educación de calidad a todos los estudiantes sin importar su procedencia, confesó.
Fundada en 1999 bajo la acción y voluntad política de Fidel, la ELAM educa gratuitamente a cientos de jóvenes humildes que luego de culminar los estudios retornarán a sus comunidades para contribuir a la sostenibilidad de sus sistemas de salud.
El objetivo principal de la institución es la formación de Médicos Generales Básicos, orientados al trabajo de la atención primaria de salud y con una elevada preparación científica, humanista, ética y solidaria.

Texto: José Manuel Lapeira Casas

Clasifique el contenido.
[Total: 1 Average: 5]

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir al contenido