驴C贸mo se comportan las hepatitis en Cuba?

En los 煤ltimos cinco a帽os en Cuba ha decrecido la incidencia de las hepatitis v铆ricas, con alrededor de 70 casos anuales de hepatitis B y 200 de hepatitis C, por lo que no constituyen un problema de Salud y se trabaja en consonancia con la iniciativa de la Organizaci贸n Mundial de la Salud (OMS) de eliminarlas para 2030.

La doctora Mar铆a Julia Matos Morej贸n, jefa del programa de hepatitis virales del Ministerio de Salud P煤blica (Minsap), afirm贸 que el Sistema Nacional de Salud mantiene vigilancia estricta a este padecimiento que inflama el h铆gado y, de infectarse con los virus B y C, puede derivar en cirrosis y c谩ncer de h铆gado.

A prop贸sito de celebrarse este jueves el D铆a Mundial contra la enfermedad, explic贸 que de la hepatitis B aguda durante 2021 se notificaron 35 casos en el pa铆s contra 58 en el 2020, para una tasa de 0,46 por 100 mil habitantes, lo cual decreci贸 en un 39,7 por ciento (%) con respecto al a帽o anterior.

Mientras que de la hepatitis B cr贸nica se diagnosticaron 21 casos en 2021 contra 73 del a帽o anterior, para una tasa de 0.28 y decreci贸 el reporte en 71,3%, detall贸. La tambi茅n especialista de primer grado en Higiene y Epidemiolog铆a aclar贸 que la mayor铆a de los pacientes no ten铆an antecedentes de vacunaci贸n contra la hepatitis B o no completaron el esquema de tres dosis.

Con relaci贸n a la hepatitis C aguda se帽al贸 que tiene un comportamiento descendente, en 2021 se reportaron 89 casos de hepatitis C aguda contra 140 del a帽o anterior, para una tasa de incidencia de 1.18 que decrece en 36,4%. La M谩ster en Enfermedades Infecciosas dijo que en el pasado a帽o de la hepatitis C cr贸nica se detectaron 101 casos contra 194 en el 2020, para una tasa de 1,34 que decrece en 47,9 %.

Cuba cuenta con un Plan Estrat茅gico para eliminar la enfermedad

Matos Morej贸n precis贸 que en 1987 se cre贸 en Cuba el programa de hepatitis virales y durante el transcurso de los a帽os este se transform贸 hasta llegar, en el 2018, a su integraci贸n al Plan Estrat茅gico Nacional para la prevenci贸n y el control de las infecciones de transmisi贸n sexual (ITS), el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH) y las hepatitis.

Este plan est谩 vigente desde el 2019 y hasta 2023 y tiene como objetivo principal acelerar el progreso hacia el fin de la enfermedad como problema de Salud P煤blica al reducir la incidencia, las complicaciones y la mortalidad por esta causa, agreg贸.

Tambi茅n coment贸 que posee como estrategias b谩sicas un componente de vacunaci贸n cuyos prop贸sitos son eliminar la enfermedad en grupos vacunados, reducir la transmisi贸n perinatal de la hepatitis B y disminuir las complicaciones y la mortalidad por esta causa.

La experta coment贸 que entre sus componentes est谩 la b煤squeda de casos en grupos de poblaci贸n, con la realizaci贸n de pruebas de detecci贸n de hepatitis B y C a donantes de sangre, personas diagnosticadas con VIH, ITS y sus parejas sexuales, gestantes, pacientes con necesidad de reemplazo de terapia renal tipo hemodi谩lisis y con s铆ntomas sugestivos de infecci贸n por virus de hepatitis, entre otros grupos poblacionales con riesgo de padecer la enfermedad.

Tambi茅n el plan est谩 integrado por un componente de investigaci贸n epidemiol贸gica y control de foco, el cual contempla las acciones del personal de Salud en la detecci贸n de los casos infectados y para interrumpir la cadena de transmisi贸n.

En el componente de atenci贸n m茅dica, continu贸 la doctora, est谩 incluido el seguimiento de los diagnosticados desde la Atenci贸n Primaria de Salud, as铆 como en los servicios de gastroenterolog铆a de la atenci贸n secundaria y, si el caso lo requiere, en los institutos de asistencia terciaria.

Matos Morej贸n se refiri贸, adem谩s, al componente de educaci贸n a la poblaci贸n que abarca las acciones del personal de Salud y los l铆deres comunitarios para instruir sobre la enfermedad, hacer que los enfermos mejoren su adherencia al tratamiento y mantengan el autocuidado.

La jefa del Programa de Hepatitis Virales mencion贸 que dentro de las principales acciones est谩 la prevenci贸n de la transmisi贸n materno-infantil de hepatitis B que se realiza desde la atenci贸n primaria con la detecci贸n precoz en la gestante, quien lleva seguimiento por gastroenterolog铆a y tratamiento.

Al nacimiento del ni帽o se le aplica la vacuna contra la hepatitis B, la gammaglobulina, un esquema de inmunizaci贸n diferenciado y se mantiene el seguimiento durante el primer a帽o de vida para detectar la enfermedad o dar el alta al ni帽o sano.

Para contribuir a controlar el padecimiento, el Centro de Ingenier铆a Gen茅tica y Biotecnolog铆a desarroll贸 las vacunas Heberbiovac HB, que permiti贸 el descenso de la tasa de incidencia de hepatitis B de 20.6 por 100 mil habitantes en 1992 a 0.5 en el 2021, y HeberNasvac, para pacientes con hepatitis B cr贸nica que reduce el riesgo de fibrosis y cirrosis hep谩tica.

Hepatitis aguda grave de causa desconocida sin presencia en la naci贸n

La doctora insisti贸 en que no se reportan casos de hepatitis aguda grave de causa desconocida en ni帽os o en poblaci贸n infantil en el pa铆s, sin embargo, ante la detecci贸n en 35 naciones el Sistema Nacional de Salud se incorpor贸 a la vigilancia internacional.

Una comisi贸n t茅cnica integrada por expertos de varias especialidades dise帽aron un protocolo de actuaci贸n para enfrentar la aparici贸n de casos sospechosos, el cual incluye la vigilancia cl铆nico-epidemiol贸gica y de laboratorio y establece las acciones oportunas para evitar complicaciones, adem谩s de la capacitaci贸n del personal m茅dico.

Desde el mes de mayo el Minsap inici贸 la alerta en Cuba y en el Instituto de Medicina Tropical Pedro Kour铆 se realiza la vigilancia de laboratorio y las muestras estudiadas hasta el momento indican que la mayor positividad corresponden a los virus de hepatitis  A y E con el 29,9% del total, los virus de hepatitis B y C no constituyen causa de hepatitis viral aguda en menores de 18 a帽os y tampoco se observ贸 positividad a adenovirus u otros virus respiratorios, detall贸 Matos Morej贸n.

Respecto al padecimiento la OMS, en colaboraci贸n con cient铆ficos y responsables pol铆ticos de los pa铆ses afectados, trabaja para entender el origen de estas infecciones que no son provocadas por los cinco tipos conocidos de virus: A, B, C, D y E.

El organismo internacional refiere en su sitio web que este nuevo brote sirve para recordar los miles de casos de hepatitis v铆ricas agudas que afectan cada a帽o a ni帽os, adolescentes y adultos; la mayor铆a de las hepatitis agudas causan s铆ntomas leves o pueden pasar desapercibidas, pero en algunos pacientes provocan complicaciones e incluso la muerte.

En este D铆a Mundial contra la Hepatitis la OMS subraya la necesidad de acercar la asistencia a los centros de atenci贸n primaria y a las comunidades, y con el prop贸sito de eliminar las hepatitis v铆ricas de aqu铆 al 2030 estableci贸: reducir en un 90% las nuevas infecciones por las hepatitis B y C; reducir en un 65% las muertes por cirrosis y c谩ncer de h铆gado; diagnosticar al menos el 90% de los casos de hepatitis B y C; y tratar al menos al 80% de las personas que re煤nen los requisitos para ello.

Clasifique el contenido.
[Total: 3 Average: 5]

Tambi茅n te podr铆a gustar...

Deja una respuesta

Tu direcci贸n de correo electr贸nico no ser谩 publicada. Los campos obligatorios est谩n marcados con *

Ir al contenido