Datos de interés sobre el protocolo y la vacunación contra la COVID-19 en Cuba

En medio de complejas condiciones epidemiológicas por la pandemia de la COVID-19 el país actualizó recientemente el protocolo de salud en aras de agilizar el diagnóstico y tratamiento de casos positivos, a la par que avanza la vacunación de la población.

Para ahondar más en el actual manejo de la enfermedad y la marcha de la inmunización ofreció declaraciones la doctora María Elena Soto Entenza, jefa del departamento de atención primaria del Ministerio de Salud Pública.

¿Cuáles son las principales modificaciones del protocolo?

Las modificaciones más importantes de la versión 1.6 de esos procederes incluyen el ingreso domiciliario para contactos y confirmados de bajo riesgo (tanto asintomáticos como sintomáticos leves).

Según lo establecido, al ingreso en instituciones irán aquellos contagiados de bajo riesgo con síntomas moderados, los de mediano y alto riesgo con signos leves o moderados, y quienes no tengan condiciones en su vivienda o formen parte de familias disfuncionales.

Tampoco podrán permanecer en el hogar los pacientes menores de 12 años, embarazadas y puérperas, niños de 12 a 18 años con patologías crónicas asociadas, y personas con enfermedades crónicas descompensadas o en condiciones clínicas desfavorables.

El protocolo también indica que quienes continúen positivos a la COVID-19 por 14 días o más, si se encuentran bien clínicamente, serán dados de alta con seguimiento en el hogar.

¿Por qué se decide implementar el ingreso domiciliario?

El ingreso domiciliario es una modalidad que existe en el programa del médico y la enfermera de la familia y se emplea en función de este problema de salud porque permite que en las instituciones hospitalarias, en vistas al incremento de casos, se puedan atender mejor a los pacientes con mediano y alto riesgo ante la enfermedad.

¿Cómo se da seguimiento a las personas en ingreso domiciliario?

El médico y la enfermera de la familia deben realizar el seguimiento diario a los ingresos en el hogar, pero como son muchos los casos se han organizado grupos de trabajo conformados por otros médicos, enfermeras, estomatólogos, tecnólogos, y demás personal de la salud, junto a estudiantes de Ciencias Médicas, para contribuir en la evaluación de los pacientes en las comunidades.

Dicha revisión tiene como objetivo la detección de cualquier signo de alarma que evidencie una complicación del padecimiento, y en caso de ocurrir alguna se remite al enfermo a una institución hospitalaria.

A su vez, el equipo básico de salud debe continuar cumpliendo sus tareas fundamentales de atención a la población, en especial a grupos priorizados como niños, embarazadas y adultos mayores.

¿Qué características debe tener una vivienda para ser apta para el ingreso domiciliario?

No puede existir un alto nivel de hacinamiento, pues el paciente tiene que mantener el distanciamiento con el resto de la familia.

A eso se suman no tener afectaciones con el agua o de otra índole que imposibiliten el cumplimiento de las medidas higiénico-sanitarias y del aislamiento físico.

En esto influye también un ambiente propicio, por lo cual se insiste en la convivencia con una familia no disfuncional que mantenga las disposiciones de seguridad requeridas.

¿Cómo se atenderán las necesidades de los confinados en sus casas?

Al existir un paciente con ingreso domiciliario en la vivienda quienes conviven con él constituyen contactos y también deben evitar su movilidad fuera del hogar, por tanto, se atenderán sus necesidades básicas de conjunto con las organizaciones de masas, del gobierno y otros factores de la comunidad.

¿Cómo avanza el proceso de inmunización anti-SARS-CoV-2?

Unos 20 municipios del país ya concluyeron la vacunación contra la COVID-19 a mayores de 19 años, se trata de los 15 territorios de La Habana, cuatro de Santiago de Cuba y el Municipio Especial Isla de la Juventud.

Se encuentran en ese proceso 32 municipios de 14 provincias, ya sea con Abdala o los candidatos vacunales Soberana 02 y Soberana Plus, y este 29 de julio se incorporaron 17 municipios con buena acogida por sus pobladores.

Los más recientes fueron las cabeceras de Villa Clara, Pinar del Río, Cienfuegos, Sancti Spíritus, Las Tunas, Mayabeque y Guantánamo, así como Nuevitas (Camagüey), San Antonio de los Baños (Artemisa), Bayamo (Granma) y todos los pendientes en Matanzas.

Mientras, prosigue la administración de dosis a grupos de riesgo, donde avanzan a la tercera inyección los pacientes de hogares de ancianos, hospitales psiquiátricos, centros médicos psicopedagógicos y los nefrópatas.

A esto se añade que comenzó la vacunación de las embarazadas en primer, segundo y tercer trimestre, así como de las mujeres que lactan, y próximamente iniciará también la de los más de mil trasplantados en Cuba. 

Por otra parte, ya se inmunizaron con Soberana Plus los trabajadores de la salud convalecientes y se preparan las condiciones para extender su uso en el resto de la población.

¿Qué sucede tras concluir la vacunación en un territorio?

Cuando termina el proceso se mantienen vacunatorios centralizados, ubicados en áreas de salud generalmente, donde podrán completar las dosis las personas interesadas tras coordinarlo con su médico de la familia.

 En el caso de la provincia de La Habana, que culminó su esquema de vacunación con más de un millón 355 mil personas inmunizadas, se habilitaron 57 sitios para quienes queden pendientes.

La marcha de la vacunación y las actualizaciones del protocolo contra el nuevo coronavirus deben acompañarse de una elevada responsabilidad ciudadana, son fundamentales en estas circunstancias el cumplimiento estricto del aislamiento intradomiciliario, la comunicación inmediata ante cualquier signo de alarma, y el trabajo conjunto entre el personal de la salud, las familias y los factores de la comunidad.

Clasifique el contenido.
[Total: 21 Average: 4.2]
Perfil del autor
Lic. Lorena Chávez Fernández
Periodista de Agencia Cubana de Noticias

Periodista de la Agencia Cubana de Noticias. Licenciada en Periodismo en la Facultad de Lenguas y Comunicación de la Universidad de Camagüey Ignacio Agramonte Loynaz (2018). Colaboradora del sitio web del MINSAP.

  •  
  •  
  •  
  •  

Lic. Lorena Chávez Fernández

Periodista de la Agencia Cubana de Noticias. Licenciada en Periodismo en la Facultad de Lenguas y Comunicación de la Universidad de Camagüey Ignacio Agramonte Loynaz (2018). Colaboradora del sitio web del MINSAP.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir al contenido