Category: Principal

0

Los ojos de mi hermano

Hace unos años renuncié a uno de mis placeres preferidos: mirar a los ojos a mi hermano. Lo hice cuando un terrible accidente con un caballo le arrancó de cuajo uno de sus ojos y a mi familia –también de cuajo- la mitad de nuestra felicidad.